Huella hídrica, comercio virtual de agua y soberanía alimentaria.

Publicado por Joaquín Olona en iagua (24-02-2015).

El Observatorio del Agua de la Fundación Botín (OAFB) considera signo de mala gobernanza aplicar agua a las producciones agrícolas de bajo valor comercial. Subraya que la agricultura, siendo la actividad que más agua consume, produce un escaso valor económico y se pregunta hasta qué punto interesa dedicar agua para regar cereales, que tienen poco valor económico y pueden importarse.

Estas opiniones, en la medida que lo son, resultan cuestionables. La asignación del agua, lo mismo que la del resto de recursos estratégicos, no puede basarse en criterios simplistas ni exclusivamente comerciales. Los cereales son la base de la alimentación y reducir su cultivo, que permitiría ahorrar un agua que tenemos, perjudicaría una fortaleza económica de la que carecemos.

Ver artículo en iagua

Ver artículo .pdf

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *